Adéntrate en la vida de Emerson Fittipaldi, que fue uno de los mejores pilotos del siglo XX. Este carismático brasileño ganó su primer título mundial en 1972 para Lotus; dos años más tarde, en 1974, ganó el segundo, conduciendo para McLaren. Años después mudó su carrera y tuvo un gran éxito en los Estados Unidos, donde tuvo como punto máximo sus dos victorias en las prestigiosas 500 Millas de Indianápolis.

Nació en São Paulo, Brasil, el 12 de diciembre de 1946; estuvo activo en el automovilismo durante las décadas de los 70, 80 y 90. Quizás no sabías que Emerson comenzó compitiendo en lanchas y motos, pero se decidió por los autos y entró al mundo competitivo de las carreras. En el año 1967 tuvo su primera victoria, cuando ganó la Fórmula Vee. Para el año 1969 se fue a Inglaterra, donde ganó la Fórmula 3 Británica. En el 70, tuvo la oportunidad de ascender a la Fórmula 2.

Inicios y éxitos en la Fórmula 1

Emerson asumió el cargo de piloto no. 1 para el equipo Lotus después de la muerte de Jochen Rindt en 1970. Para esa temporada, entre sus resultados destacados, obtuvo un cuarto puesto en Alemania y una importantísima victoria en Estados Unidos. Consiguió su primer título mundial dos años más tarde y se convirtió, en ese momento, en el campeón más joven de la historia a la edad de 25 años.

A pesar de conducir un Lotus 72D Ford-Cosworth envejecido, tuvo cinco victorias, un segundo y un cuarto lugar esa temporada para completar un lapso de diez años en el que el equipo Lotus ganó cinco títulos mundiales. En 1973 quedó segundo en el Campeonato Mundial y para el 74 empezó su historia en McLaren.

Ganó su segundo título mundial individual en 1974 con McLaren, para proporcionarle el primero de varios campeonatos de constructores. En el año 1976, junto a su hermano, formó su propio equipo de Fórmula 1 llamado Copersucar, que era totalmente patrocinado por Brasil. Sin embargo, Copersucar, rebautizado como Fittipaldi en 1980, no resultó competitivo y el equipo fue disuelto después de la temporada de 1982.

TE PUEDE INTERESAR:  Mercedes Benz CLK GTR uno de los autos más impresionantes conocidos

Su etapa en la CART de los Estados Unidos

La carrera activa de Emerson en la Fórmula 1 terminó en 1984, pero continuarías viéndolo competir en otras modalidades. Ese mismo año se unió a la serie CART en Estados Unidos y rápidamente se ganó el corazón de los aficionados estadounidenses en las carreras. Al principio probó en varios equipos, hasta que fue contratado por el equipo Patrick como piloto permanente. Obtuvo la primera victoria en 1985 y esa temporada terminó sexto en el campeonato. Para las tres temporadas que siguieron, quedó séptimo, décimo y séptimo respectivamente; en todas ganó por lo menos una carrera.

Si sigues su brillante historia en las pistas de carreras, llegas al momento en que ganó el campeonato CART en 1989 y las 500 Millas de Indianápolis de ese mismo año. En el año 1990 fue fichado por el equipo Penske; para esa temporada, culminó quinto en la clasificación con una victoria. En el 91 quedó otra vez quinto, mientras que en el 92 acabó cuarto con cuatro victorias. Te sorprenderá saber que Fittipaldi consiguió ganar por segunda vez las 500 Millas de Indianápolis en 1993. En esa ocasión, en vez de celebrarlo bebiendo la tradicional leche de vaca, se tomó un vaso de jugo de naranja.

Ese mismo año quedó subcampeón y fue superado por el piloto Nigel Mansell. Lo mismo sucedió en el año 1994, pero esta vez quien se quedó con el campeonato fue Al Unser Jr.

El retiro de un grande del automovilismo mundial

Finalmente, terminó su carrera de 30 años en 1996, a los 49 años. Lo hizo después de quedar lesionado en un choque durante la carrera de Michigan; por ello, se perdió el resto de la temporada, de la que faltaban cuatro carreras, y terminó el 19 en la clasificación del campeonato. Y si quieres saber el resumen de los hitos en su carrera deportiva, alcanzó el récord personal de 36 victorias y 23 pole positions.

Después de la jubilación, se dedicó a la construcción de su propia empresa; de esta manera, les dio forma a sus intereses comerciales. También incursionó en el tema de los medios con la adquisición de los derechos televisivos de la serie Champ Car en Brasil. Además, arrancó su propio negocio de cultivo de naranjas y desarrolló un proyecto minorista y residencial en el corazón del distrito financiero de Miami.

TE PUEDE INTERESAR:  Las 500 millas de Daytona un ícono del automovilismo

Emerson Fittipaldi es miembro fundador de la Academia Mundial del Deporte de Laureus. Ha sido muy activo en ayudar al trabajo del Laureus Sport for Good apoyando proyectos para los niños desfavorecidos en Brasil. También tiene su propia fundación, Fittipaldi, que ayuda a los jóvenes empobrecidos. Sin duda, estamos ante un espléndido piloto y un gran ser humano y empresario. Sus logros en el deporte están escritos en letras mayúsculas y sirven como referentes, no solo a los jóvenes deportistas de su país, sino también a los del mundo entero.